11.8.15

Villalonga y los talleres literarios

Se llama Villalonga. Es un pueblo que queda al sur, en la patagonia bonaerense. En estos días estaba pensando que la primera vez di un taller literario fue ahí. No tenía idea, en ese entonces, de que sería una actividad que me acompañaría tanto tiempo, y de tantas maneras diferentes (en grupo, individual, en persona, a distancia, en un único encuentro, todas las semanas, de cuento, de poesía, de escritura, de lectura, de monitoría de obra...) Lo hice, aquella vez, como algo excepcional y divertido, gracias a la invitación de Mary Zúñiga, la bibliotecaria de la Biblioteca Popular “Pbro. Raúl Entraigas”
¿Cuántas veces hacemos algo por primera vez y, en ese momento, no somos conscientes de que lo seguiremos haciendo casi veinte años después?

Junto a la retama que plantaron, con mi nombre,
en el parque de los escritores en la Asociación Agrícola Ganadera de Villalonga (1996).
El primer taller literario que coordiné.
Fue en 1996, en la Biblioteca Popular “Pbro. Raúl Entraigas”,
gracias a la invitación de la bibliotecaria, la gran Mary Zúñiga.

4 comentarios:

Liliana Schwab dijo...

¡Qué grande y hermosa debe estar tu retama tocaya!
Y qué lindo oficio el tuyo, como el del jardinero que con su mirada amorosa ve crecer todo lo vivo a su alrededor.
Un abrazo.

Anahí Flores dijo...

Querida Liliana, me temo que mi retama se secó hace rato...

Juan Carlos Huseby dijo...

si siiiiiiii lamentablemente ese movimiento se secó. y tambien abandonaron el predio. recien hablaba de ti con una amiga cybernetica por lo de yoga y la escritura y le contaba como nos conocimos y de tu carrera y justo al entrar veo tu posteo. es increible pero sierto un abrazote y muy hermosa tu nena. creo no estoy seguro pero una de las chicas del taller puede ser mi hija. felicitaciones por hacer cosas sin darte cuenta jejejej

Anahí Flores dijo...

Hola Huseby, no sabía que tu hija había venido al taller conmigo, bueno, me quedo con esa posibilidad de que sea ella.
Una pena la retama y todos esos árboles del parque. En mi memoria siguen tal cual.
Abrazos :-)