24.4.12

La lectora en primera persona




Cuando escribo pueden ocurrirme dos cosas con respecto a mi entorno: que esté tan abstraída que no me importe para nada, o que me resulte fundamental. Es fundamental cuando se cuela en el texto. Por ejemplo, si anda dando vueltas un insecto, tal vez las palabras reaccionen zumbando. Y no habría mencionado el insecto si no hubiera, en este instante, un mosquito revoloteando por aquí. Lo que escribo queda distinto si lo hago en una plaza, en un café, en mi cama.

Últimamente escribo en la mecedora y con un bebé en brazos. No queda claro si mezo al bebé o al texto. Creo que a los dos, aunque quién te dice no sean ellos quienes me mecen a mí para que me duerma de una vez y los deje tranquilos.

7 comentarios:

vero mariani dijo...

jajaajajajj linda! me encantó el remate ;) besazo y seguite meciendo....

La lectora dijo...

¡gracias verito!
aquí seguimos meciéndonos muy felices :-)

Sabina dijo...

Linda foto, lindo relato. Que lindo compartir tanto crecimiento.

Los sospechosos dijo...

coincido, buen remate! y hermosísima foto! beso grande y doble ;)

Comunidad del Trueque dijo...

Hermosa foto y sensación de que son ellos, el bebé y el texto, quienes te mecen a vos. Besos y buen miércoles! Lau

Modulkit Muebles dijo...

Algo similar nos pasa a nosotros cuando diseñamos un nuevo mueble... todo lo que está a nuestro alrededor nos inspira, modifica, condiciona. Linda publicación!. Te seguimos, cariños. Staff Modulkit

REALIDAD FICCIONADA dijo...

que lindo texto!!!!